La evolución tecnológica en el sector inmobiliario

0
400
imagen de la evolución tecnológica de la especie

En nuestro sector de la administración de fincas y agencias inmobiliarias nos encontramos con dos tipologías bien diferenciadas. Por un lado, empresas pasivas, que su estrategia para afrontar la situación actual es aumentar su actividad comercial y reducir tarifas y precios, y por otro están las empresas activas, que apuestan por la inversión en instrumentos que les permitan diferenciarse de la competencia. Estas últimas son empresas que necesitan de nuevas herramientas, con más prestaciones y que apuestan por la formación para tener un personal preparado para saberlas usar.

La evolución ha llegado a nuestro sector

En esta línea se está produciendo la evolución de nuestras aplicaciones, pues estamos convencidos de que estamos ante una época de cambio impulsada por la tecnología. Todos ya hablamos de Cloud, impresoras en 3D, Internet de las cosas, el universo Big data, las redes sociales, realidad virtual, etc…

Pero no todo es tecnología, sigue siendo fundamente la eficiencia y colocar como objetivo central al cliente. Nuestro sector no es ajeno a la realidad social que estamos viviendo, el cliente está cambiando de hábitos, es mucho más participativo, desea una comunicación inmediata, es cada vez más digital y está mejor informando, a la vez que demanda nuevos servicios basados en interacciones digitales.

Estos son los grandes retos a los que se debe enfrentar nuestro sector, las empresas de administración de fincas deben apostar por canales digitales, ampliar la comunicación a dispositivos móviles, redes sociales o la ampliación de nuevas funcionalidades online para dar respuesta integral a un cliente que cada vez es un cliente multi-canal.

La evolución requiere de compromiso

En las administraciones de fincas y agencias inmobiliarias, la transformación tiene que entenderse como algo normal y que debe ser un proceso de continua evolución. Los responsables y gerentes tienen que comprender que es vital para sus empresas y que requiere de cambios muy profundos a nivel de modelo de negocio y de formas de gestionar de las organizaciones.

Hemos de dotar a los despachos de una estructura más ágil y con mayor capacidad de respuesta. Tenemos que reinventarnos invirtiendo, innovando y anticipándonos a los que nos demandan nuestros clientes.

Desde mi punto de vista, la innovación tecnológica debe estar integrada perfectamente con la estrategia de innovación de las empresas.

Deja un comentario